domingo, 27 de enero de 2013

100 malvados de película (parte 8)

Definitivamente ésta es la lista "más interminable" que he hecho en mi vida. Lamentablemente el mundo no se acabó el 21 de diciembre pasado, así que no puede darla por muerta. Malditos mayas ¿por qué fallaron? 
Por cierto que muchas películas de las que esperaba grandes cosas resultaron ser increíblemente mediocres, como esa basura de Blanca Nieves y el Cazador. Entonces, la lista:

65. Robert Ledgard (La piel que habito - 2011) Ledgard es un cirujano plástico obsesionado con revivir a su  mujer (Gal). Entre sus logros están el haber creado una piel ignífuga, ya que su esposa tuvo un accidente en donde sufrió como consecuencia terribles quemaduras (que después la llevaron al suicidio). Cuando Robert pierde a su hija Norma, decide vengarse de Vicente (quien supuestamente abusó de la chica), lo rapta, experimenta con él y lo transforma por completo, convirtiéndolo en la imagen idéntica de Gal; pues su deseo es que Vicente tome el lugar de su esposa fallecida.


64. Brandon Shaw (Rope - 1948) Pienso que Brandon es uno de los mejores villanos de Hitchcock, después de Norman Bates. Shaw y su amigo Philip, matan a David Bentley un compañero de clase que consideran inferior. Philip a su vez, no se encuentra muy convencido de estas acciones, ya que durante la película se nota que la personalidad dominante es la de Brandon.
El punto principal, es que realizan una fiesta en la cual invitan a los amigos y familiares de David Bentley, además de que usan el baúl que contiene el cuerpo del recién asesinado como mesa y la soga con la que ahorcaron a Bentley como sujeta libros (estos libros se los van a prestar al padre de David).  En ese baúl-mesa, Brandon dispone poner la comida que se va a consumir en la fiesta. Además Shaw invita a su profesor Rupert, quien promueve la filosofía de Nietzsche sobre el hombre superior, así como el arte del asesinato. Ya que si él no se da cuenta, entonces habrán logrado que su crimen sea perfecto.


63. Albert Spica (The Cook, The Thief, His Wife & Her Lover - 1989) Gansters, ¡cómo los amo! Spica es de esos tipos violentos que no respetan a nadie, ni a su esposa. Tiene un restaurante de cocina finísima (aunque a mí en lo personal ese restaurante me dio mucho asco), ahí va con su grupo de mafiosos a cenar todos los días, humillar a los clientes... así como a su esposa. También a los empleados les tocas ser maltratados.
Spica es un malvado fanático de las torturas escatológicas (desde el  inicio obliga a un pobre infeliz a comer heces de perro y luego este hijo del averno lo orina encima). Es de esos seres repulsivos, que sólo deseas que se mueran. Albert descubre que su esposa lo engaña (¿y cómo no hacerlo?), entonces mata al amante (dueño de una librería) haciéndolo comer hasta asfixiarse las páginas de los libros que guardaba en un local.


62. Eva Ernst/ Grand High Witch (The Witches - 1990) Gran parte de mi infancia se encuentra en esta película que pasaban todos los Halloweens en Canal 5. Obviamente (porque tengo problemas) mi personaje favorito era la Gran Bruja, una mujer muy elegante (aunque sin disfraz era un monstruo repulsivo) que tiene como propósito acabar con todos los niños del Reino Unido. Para lograrlo, organiza una convención con todas las brujas de la isla en un hotel rústico, pero esconde sus planes bajo la fachada de ser la administradora de una organización civil a favor de los infantes. En el hotel ofrece la presentación de su nuevo producto, la Formula 86, que convierte a los niños en ratones en cuestión de minutos. Por si fuera poco, planea distribuirle esta formula a todas las brujas del mundo.


61. Lamar Burgess (Minority Report - 2002) Este hombre es de esas personas que creen que para un bien mayor hay que tomar cualquier medida necesaria, sin importar lo inmoral y criminal que ésta sea. En ese aspecto Burgess es muy parecido a Monsignor Timothy Howard de American Horror Story. Lamar creó un sistema que previene que se cometan crímenes por medio de los PRECOGS, que son básicamente unos hermanos que pueden ver por adelantado los delitos. Sin embargo estos no son siquiera tratados como humanos. Además hay que mencionar que su programa previene a las personas de practicar el libre albedrío y les niega el derecho a un juicio. Por otra parte, no le importa traicionar a quien sea, con tal de convertir PreCrime en un programa nacional.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada